CEREALES BENÉFICOS PARA EL ORGANISMO

 

Los cereales son un alimento energético que ayuda a las funciones del organismo, principalmente al tracto intestinal. Ricos en hidratos de carbono, vitaminas, minerales y con un alto contenido en fibras, colaboran en la prevención de problemas del corazón.

as    as    as

Si bien los cereales son un grupo de alimentos altamente nutritivos, en su forma integral, es donde contienen la mayor cantidad de vitaminas del complejo B y fibra.
La mayor  parte de la fibra, el aceite, las vitaminas, el hierro y una cuarta parte del contenido proteico del trigo, provienen de la base del germen y de la capa de almidón que rodea al núcleo. En la mayoría de los cereales, el tamizado elimina esa capa externa (salvado y germen) que es muy rica en nutrientes.

Cereales refinados

Son los cereales que sufrieron el proceso de tamización y separación. Estos cereales no contienen, por lo tanto, salvado ni germen.
Lo bueno: Se aumenta la vida media de las harinas y al tener menos salvado, se evita la irritación del colon.
Lo malo: Son menos ricos, nutritivamente hablando, que los integrales. Poseen menos fibra, la cual es necesaria para evitar el estreñimiento y prevenir la aparición de hemorroides y cáncer de intestino.

Hidratos de carbono: Energía asegurada

Los hidratos de carbono proporcionan energía de dos maneras distintas: a través de los azúcares (carbohidratos simples) y a través de los almidones (carbohidratos complejos).
Ambos proporcionan al cuerpo, la misma cantidad de energía, solo  que los segundos lo hacen de forma mas lenta. Los hidratos proporcionan energía de forma inmediata, forman moléculas, regulan las funciones intestinales y disminuyen la absorción de colesterol.

La fibra

Está compuesta por las partes no digeribles de los alimentos vegetales. En los cereales, se encuentra en la cáscara del grano. Al pasar por el estómago y el intestino, no puede ser descompuesta y no es absorbida por el organismo.
Ayuda a mejorar el tránsito intestinal, previene el estreñimiento, las enfermedades coronarias y el cáncer de intestino. Mejora la absorción de nutrientes y mantiene controlados los niveles de colesterol.

El Gluten

Otra característica de los cereales es la presencia de gluten. El mismo es un grupo de proteínas presentes en algunos cereales, especialmente en el trigo, el centeno, la cebada y la avena.
Estos granos contienen prolaminas. Cuando las harina de estos cereales se mezcla con agua, dos proteínas (las gliadinas y las glutaminas) se unen para formar una red proteica llamada gluten. En el proceso de panificación, las proteínas del gluten son las responsables de la elasticidad y extensibilidad de la masa.

La enfermedad Celíaca

Cuando una persona celíaca ingiere alimentos con gluten, su sistema inmunológico responde dañando el intestino delgado. Las vellosidades intestinales responsables de absorber los alimentos  para llevarlos al torrente sanguíneo desaparecen, de manera que la absorción es deficiente y causa problemas de nutrición. La enfermedad celíaca es de origen genético, pero puede mantenerse en estado latente. Se puede desencadenar sin sintomatología previa, tras una intervención quirúrgica, estrés severo, infecciones o parto.

as  as  as

PROPIEDADES DE LOS CEREALES

 

Arroz blanco: Constituye el principal alimento, para casi la mitad de la población mundial. Contiene principalmente hidratos de carbono y algo de proteína. Es rico en magnesio. Ayuda a la reducción de azúcar en la sangre. Actúa benéficamente ante la presión arterial, debido a su aporte de potasio y su bajo contenido de sodio. Su alto contenido en fósforo lo hace ideal para el crecimiento y la energía intelectual.

Arroz integral: El arroz integral es una excelente fuente de vitaminas del complejo B, posee calcio y fósforo. También es rico en hierro, pero el ácido fítico, presente en el salvado, inhibe su absorción.

Avena: Su fibra soluble reduce los niveles de colesterol en la sangre. Durante el proceso de tamizado, se le elimina casi todo el salvado, pero el germen permanece intacto. Por esa razón, la avena es relativamente alta en aceite y proteínas. Proporciona gran energía y es de fácil digestión. Es rica en vitaminas del grupo B contribuye al sistema nervioso, calmando la ansiedad. Estimula la glándula tiroides, ayudando a metabolizar correctamente las grasas. Favorece la actividad del páncreas y la producción de leche en el embarazo y la lactancia. Por su alto contenido de gluten, no es recomendable para los celíacos.

Cebada: Es uno de los cereales que mas se consumen en el Medio Oriente. En el Occidente, en cambio, no se lo incluye demasiado dentro de la dieta regular, pero se suele utilizar en forma de malta para elaborar la cerveza y otras bebidas alcohólicas. Es muy rica en proteínas, aminoácidos y ácidos esenciales como el linoleico y vitaminas, principalmente del complejo B y C. Una forma práctica de incorporar cebada en nuestra dieta es en las hamburguesas. Se cocina el cereal, se cuela y se enfría. Se mezcla con los ingredientes con los que hagamos las hamburguesas y seguimos como acostumbramos prepararlas.

as   as    asa

Centeno: Los panes elaborados con este cereal, son la forma mas acostumbrada de consumirlo. También forma parte de cierto tipo de whisky y de galletitas. Es ideal para personas con vida sedentaria, ya que ayuda a mantener la elasticidad de los vasos sanguíneos y es rico en ácido fólico, que regenera la sangre. Contiene hierro, sodio, potasio, calcio, yodo y flúor. Es bajo en gluten y rico en vitaminas B1, B2, B3, biotina y colina.

Maíz: Es uno de los alimentos mas importantes en la nutrición humana. Con un alto contenido en hidratos de carbono de fácil digestión, es especialmente recomendado para niños y deportistas. Es rico en magnesio, vitaminas B1, B3 y B9, que colaboran con el funcionamiento del sistema nervioso central. Tiene un alto contenido de fibra, por lo que favorece su digestión y reduce el colesterol. Posee betacaroteno, que es un antioxidante natural que previene el cáncer. No contiene gluten.

Mijo: Junto con el maíz y el arroz, es otro de los cereales que no contiene gluten. También es bueno en el caso de anemias, calambres musculares y embarazo. Aporta gran cantidad de hierro y magnesio. Su aporte energético lo convierte en un cereal óptimo para el desayuno. Posee vitaminas B1, B2 y B9.

Trigo: Es sin duda uno de los cereales mas utilizados. Existen muchas variedades y múltiples formas de incorporarlo a la dieta diaria. Tiene una abundante cantidad de hidratos de carbono, por lo que aporta altos niveles de energía. Al ser muy rico en fibra, es ideal para casos de estreñimiento. También posee fitoestrógenos que  reducen la posibilidad de sufrir cáncer de pecho, útero o próstata. Sus niveles de selenio y vitamina E, lo convierten en un alimento antioxidante, protegiendo al organismo de los radicales libres responsables del envejecimiento celular. Es rico en magnesio, manganeso, cobre, hierro, calcio y vitaminas del complejo B.