Mirabillis

 

 

 

Cuando era ñina y jugaba en el jardín de mi casa materna, me encantaba recolectar las oscuras “bolitas” que esta planta desprendía tan fácilmente sobre la palma de mi mano. Luego, como mi madre me había enseñado, desperdigaba ese tesoro de semillas en otras partes del jardín. Supongo que me sentía una hacedora   prodigiosa, ya que al siguiente año, brotaban nuevas plantas de allí mismo. Esta maravillosa planta, conocida entre otros nombres, como Don Diego de noche”, es un género de la familia Nyctaginaceae, que cuenta alrededor de 50 especies aceptadas.  En su mayoría se encuentran en América, aunque se las ha introducido en otras regiones de clima tropical y templado.

 

 

Sin duda, su especie mas popular es la “Mirabilis Jalapa”, llamada vulgarmente “Maravilla del Perú”, país de donde es originaria. Aunque son conocidas como plantas ornamentales, al menos una especie de ellas, denominada “Mauka” (Mirabilis expansa) se cultiva para alimentación. Sus partes mas comestibles son las raíces y los tallos, no obstante, deben pasar por un proceso de secado al sol para eliminar sustancias irritantes, para luego usarse en ensaladas, salsas, sopas y guisos, sobre todo en Ecuador y Bolivia.

 

 

Cuidados

 

Suelo: Prefiere un suelo profundo y arcilloso, no obstante se adapta bien a otros suelos, siempre y cuando no contengan cal.
Luz y sol: Se debe situar siempre a pleno sol, conviene mantenerla con una temperatura agradable y cálida. Resiste muy bien la salinidad del aire y los vientos marítimos. Es mas bien amante del calor, en climas templados su parte aérea desaparece quedando sus raíces tuberosas y rebrotando en la primavera.
Riego y mantenimiento: Es conveniente regarla frecuentemente y de manera abundante durante el período más caluroso, sin anegarla, puede tolerar la sequía pero no el exceso de agua. Se puede abonar en cuanto aparezcan las primeras flores. Deberá ser un producto rico en potasio y microelementos (zinc, hierro, magnesio, etc).

 

 


 

Floración y propagación: Sus flores están reunidas en ramilletes con forma de trompa y tienen colores variados que van desde el blanco hasta el rosa fuerte, pasando por los amarillos y naranjas. Se abren con la puesta del sol y permanecen asi hasta el mediodía siguiente, de allí uno de sus apodos “Don Diego de noche” y perfuman con un aroma fuerte y dulzón. Florecen durante el verano y hasta entrado el otoño en climas templados. Para su multiplicación se usan las semillas, que se sacan de manera sencilla del centro de la flor. Les doy un consejito? Esperen a ver que las semillas (bolitas ovaladas del tamaño de un confite, que se encuentran en el centro de la flor), se pongan oscuras, casi negras, ese es el momento en que se desprenden con mayor facilidad. Lo ideal sería dejarlas en remojo con agua por doce horas antes de sembrar, sin embargo, son muy nobles y brotan de manera casi espontánea. De echo, las semillas que se caen solas, tienen altas posibilidades de fertilizarse. A si mismo pueden dividirse sus tubérculos luego que la planta muera en su parte aérea, con las primeras heladas.  La época ideal de siembra es a finales del invierno o principio de primavera.


 

 

 

Crecimiento:Esta herbácea tuberosa, es frecuentemente utilizada como anual y su altura es entre los 0,50 cm y 1,50 cm. Posee tallos muy ramificados con ramas erguidas. Sus hojas ovaladas tienen pecíolo (rabillo que une la lámina de una hoja, a su base foliar o tallo).
Plagas: El pulgón y la mosca blanca pueden aparecer en la estación más calurosa.
Curiosidad: Una particularidad de esta especie, es que en la misma planta, pueden darse diferentes colores simultáneamente, e incluso una flor individual puede verse salpicada de varios colores. Otra rareza es su cambio de color, por ejemplo, la variedad amarilla, a medida que la planta madura, va tornando gradualmente su flores al rosa oscuro. Del mismo modo las flores blancas viran su tinte hacia el violeta claro.

 

 

 

Usos culinarios: Como mencioné anteriormente, sus tallos y raices tuberosas se utilizan secadas al sol, para realizar preparaciones alimenticias. Sus flores son empleadas como colorantes, un tinte carmesí se obtiene de ellas para decorar tortas y jaleas. Las hojas son son aptas para consumo, como tampoco las semillas que son tóxicas.
Uso medicinal: Partes de la planta son usadas tanto en personas como en animales. Dolor de cabeza hipertension, depresiónes, tos, infecciones y dolores abdominales. Su raiz se supone que es afrodisíaca, asi como purgante también. Esta herbácea tiene un gran potencial para desintoxicar los suelos contaminados con metales pesados como el cadmio.

 

Curiosidades

La especie Longiflora, originaria de Norteamérica, posee tallos erguidos y delgados que se ramifican densamente desde la base. Sus flores son de color rosa pálido, casi blanco y su centro es rosa fuerte. Los estambres, con su tono magenta, pueden alcanzar los 5 cm de largo por fuera de la punta de la flor. Desprenden un aroma muy fragante por la noche.

 

 

 

 

La especie multiflora, alude precisamente a su profusa floración. Estas, brotan hasta 6 por involucro (conjunto de brácteas que rodea a la inflorescencia o flor). Son muy grandes, casi de 6 cm de largo, de color magenta con tallos de hasta 80 cm de largo y normalmente pegados al suelo. Sus hojas, también grandes ( de hasta 12 cm) son ovales y un poco carnosas. Esta variedad suele crecer en terrenos arenosos y rocosos, sobre todo en los desiertos del suroeste  de Estados Unidos.
      

 

Por lo tanto, es una atractiva y muy recomendable planta, sumamente dócil y de fácil reproducción, que adorna nuestros jardines, perfumando las cálidas noches de verano.

 

 

Lorena Hidalgo